24 de mayo de 2013

Hija de la Manigua - Ysabel Sánchez Ballesteros


Título: Hija de la Manigua
Autora: Ysabel Sánchez Ballesteros
Nº de páginas: 646 págs.
Encuadernación: Tapa blanda
Editoral: DAURO EDICIONES
Lengua: ESPAÑOL
Precio: 22€
ISBN: 9788496677791

Hija de una prostituta y nacida en el viejo barrio de las mancebías granadinas, Lorenza Valdivia se enfrenta a un destino oscuro e incierto, herencia de una infancia que se desarrolla en un ambiente sórdido y procaz. Las veleidades del destino la conducen por derroteros insospechados, sacándola de ese mundo y descubriéndole un universo nuevo, donde se mezclan el azote de la soledad y el desamparo, con la experiencia decisiva de un amor intenso capaz de mantenerse a través del tiempo. Todas estas vivencias la llevan a descubrir su fuerza y a encontrar su dignidad. 

En la Granada de finales del siglo XIX y principios del XX, cuando el enriquecimiento de la burguesía surgida del cultivo de la remolacha trajo consigo la creación de florecientes industrias azucareras y alcoholeras que propiciaron la apertura de la calle principal de la ciudad, Gran Vía de Colón, un abanico de heterogéneos personajes nos muestran las distintas facetas de la condición humana, desde sus instintos más bajos, hasta ese deseo de superación que anida en el hallazgo de la propia entereza, pasando por el aprendizaje del desengaño y, sobre todo, por la lucha que cada cual libra con la existencia. 

Hija de la Manigua es un recorrido por la Granada de la época, sus calles, ríos y rincones, y una minuciosa descripción de sus gentes, costumbres, comercios, festejos, prensa y riqueza patrimonial, unas veces conservada y otras destruida. Un recuento de sucesos que, fielmente ambientados, dan una idea de lo que fue la ciudad y su entorno en un pasado no tan lejano, y llevan de la mano al lector por unos escenarios que convierten la novela en un relato apasionante. 
Cuando leía Hija de la Manigua me daba la sensación de estar leyendo un clásico, tipo Jane Eyre. Quizá sea por el cuidado lenguaje que utiliza la autora, o por el tinte trágico de algunos sucesos de la novela, o puede, simplemente, que me trajera ese recuerdo porque al igual que Jane, Lorenza, la protagonista tiene que superar muchas dificultades para finalmente ser feliz con su vida. Aunque lo cierto es, que sus historias se parecen en poco.

Lorenza es hija de una prostituta, Soledad. Su madre no tuvo elección y la vida la obligó a trabajar en un prostíbulo en un barrio desfavorecido de Granada. Cuando Soledad muere, Lorenza tiene que buscarse la vida sola y sus pasos la llevarán a servir en casa de unos burgueses, los Barahona, que será donde este personaje evolucione más y se enamore de su gran y único amor. Sin embargo, esta no es una historia de amor, es una historia de superación, la historia de una niña cuyo destino apuntaba ser el mismo que su madre y, por el contrario, supo luchar contra él y convertirse en una mujer culta.

Granada es el gran telón de fondo de toda la novela pues en todo momento la autora, tomando prestada la voz de unos y otros personajes, nos va contando los cambios que sufre la ciudad en esta época. Mientras leía trataba de visualizar lo poco que conozco de Granada y en todo momento tenía la sensación de que alguien de allí disfrutaría el doble de la novela. Se nota que la autora está enamorada de esta ciudad y sobre todo, es impresionante la labor de investigación que tiene que haber realizado para poder informarse de todo. Al final del libro viene un pequeño eje cronológico de todos los sucesos que se narran en el libro. No solo conocemos Granada y sus cambios, también nos cuenta un poco de historia de España, que he de decir que la tengo un poco oxidada (parece mentira que hagan ya casi cuatro años que no doy historia). 

He disfrutado muchísimo con esta niña, es todo tan realista que a veces de verdad creía que la misma Lorenza me estaba contando su vida. Un detalle que a ratos me gustaba y a ratos no es que la autora tiende a divagar muchísimo. Si aparece un personaje, aunque de este personaje no volvamos a saber nada más, nos cuenta toda su vida, sus parientes, donde vive, etc. Algunas veces me hacía gracia, porque le daba un toque muy realista, como si la verdadera Lorenza contara su historia y se perdiera entre sus recuerdos, pero otras veces me exasperaba porque quizá quería correr hacia adelante y saber qué pasaba con la protagonista. 

En conclusión, es un libro que me ha recordado la historia de España, me ha dado ganas de conocer Granada en profundidad y me hecho sufrir junto con la protagonista. Aunque el final está cargado de nostalgia, exalta las inacabables ganas de Lorenza de luchar por vivir su vida y me deja con la sensación de que voy a echar de menos a esta niña, pues me he acostumbrado a leer su vida entre clase y clase, en el metro, antes de irme a la cama... (A eso es a lo que yo llamaría resaca lectora).


Agradecimientos a Ediciones Dauro por el ejemplar :)


2 comentarios:

  1. Hola!
    Me ha gustado mucho la sinopsis de esta novela, y gracias a tu reseña he decidido que debo leerla :) Muchísimas gracias por la reseña.
    Hasta pronto.

    ResponderEliminar
  2. Me ha gustado de que va.. además la portada me parece muy elegante!!

    ResponderEliminar

¿Tienes algo que decir? Por favor, evita spam y spoilers.

Copyright Ana y Alicia. Reseñando libros desde el 9 de marzo de 2013. Con la tecnología de Blogger.

Odinia

Odinia
Futura reina del mundo, lectora y compradora compulsiva, niña perdida, aprendiz de artista, chica disney y loca de los gatos.

Buscar

Twitter

Instagram

Lectores


Lee La casa de nadie

Bloglovin'