31 de agosto de 2013

El Rey Trasgo - Alberto Morán Roa


Título: El Rey Trasgo. La Ciudadela y la Montaña
Autor: Alberto Morán Roa
Editorial: Kelonia
Precio: 14,95€
Nº páginas: 312
ISBN: 978-84-939945-2-5
Cómpralo aquí
Han pasado ocho años desde que el imperio de Kara desapareció, convertido en polvo añil por un poder que escapa a toda comprensión.
La Ciudadela, silenciosa guardiana de la paz gobernada por tres naciones, vigila los reinos del hombre navegando los cielos.

En un pueblo del frío norte, dos amigos descubrirán un libro vinculado a un enigma del ayer y a un hombre entre la vida y la muerte.
Nacido de la pluma de un poeta, les descubrirá los secretos que moran en las montañas a través de una historia en la que conservar la vida vale más que conservar la humanidad.

El mundo apura sus últimos latidos...
Y en la cima de los Picos Negros, contemplando el paso del tiempo entre delirantes pensamientos, el Rey Trasgo aguarda el momento de construir sus sueños a partir de sus cenizas.

Hace ocho años se recuperó la paz en todo el continente tras vencer, al fin, al imperio de Kara, gracias al poder de La Ciudadela. Ahora, el papel de esta es el de vigilar que no surjan nuevos conflictos, pero en las manos equivocadas puede causar una increíble destrucción. Para que nos entendamos: La Ciudadela es un pedazo de roca flotante que puede destruir un país en un suspiro. 

Yo destacaría tres líneas argumentales: por una parte, tenemos a Kaelan, comandante de Esidia, intentando que el poder de La Ciudadela no se les vaya de las manos a las tres naciones. Por otra, en un pueblo de Esidia, encontramos a Helmont y Tobías que encuentran un extraño manuscrito que esconde un secreto que les cambiará la vida. Y por último, en una montaña hay un "insignificante" trasgo, el Rey Trasgo, que suponemos que tendrá cierta importancia, aunque a simple vista solo parezca una tipo con aires de grandeza y que en realidad ni pincha ni corta. 

Si os digo la verdad cuando empecé a leer me dije uy, chungo, aquí hay mucha pelea y no sé si se me va a hacer muy cuesta arriba. Y es que a mí me gusta la fantasía épica, pero como haya demasiadas batallas me aburro (sí, soy un poco contradictoria). Sin embargo, en cuanto pasé el primer capítulo me enganché sin darme cuenta. En los primeros capítulos se intercala pasado con presente para que nos hagamos una idea de la situación antes y después de la guerra contra Kara. Las naciones de Esidia, Thorar y Ara se han unido para vencerla y tras conseguirlo protegen sus tierras desde La Ciudadela. Pero este nuevo periodo de paz plantea una duda en los altos cargos ¿cuándo es correcto usar todo el poder de esta? La Ciudadela me ha hecho pensar en armas nucleares: si no se tiene cuidado tienen el potencial de destruir el mundo. 

Antes comentaba que parte de la trama tiene lugar en un pueblo de Esidia. Tobías encuentra por casualidad un diario en la librería de su amigo Helmont. Este diario relata la historia de un grupo de amigos que se pierden en los misteriosos Picos Negros. Me encantó esta parte. Parecía una simple historia inocente, unos amigos que viajan juntos, se pierden, pero esperas que rápidamente encuentren el camino. Pues no. Su viaje se vuelve cada vez más oscuro con un desenlace inesperado. 

¿Y qué puedo decir del Rey Trasgo? No os dejéis engañar por esta criatura: parece un bicho insignificante e incluso va de pacifista, pero no, es cruel y tiene más poder que nadie. En cuanto a los otros personajes me encanta Kaelan. Es tan tipo guerrero honorable leal y justiciero. Me he pasado medio libro en plan por fi por fi que no muera. ¿En qué momento se perdió esa noble tradición de no matar a los protagonistas? El Rey Trasgo engancha porque sufres por todos esos personajes tan buenos y simpáticos que el autor parece decidido a hacerles sufrir MUCHO. Y tú ahí leyendo, comiéndote las uñas y las cosas se vuelven cada vez más negras, hasta que llegas a un final de OMG

¿Os he dicho alguna vez lo tiquismiquis que soy para los finales? Siempre he pensado que es lo más difícil de escribir, por dos razones: a) es complicado evitar ser previsible y si intentas ser demasiado sorprendente puede que todo quede demasiado precipitado, b) los lectores SIEMPRE tenemos pegas. Yo odio los finales abiertos pero tampoco me gustan los finales ultra moñas en los que me cuentan hasta lo que le pasó al nieto del protagonista cofHarryPottercof. Bueno, a lo que iba, el final es increíble. Al terminar me he quedado en shock y he releído los últimos capítulos. 

En conclusión, no puedo esperar a la segunda parte. El Rey Trasgo va de cabeza a mi lista de mejores lecturas del 2013. Os lo recomiendo muy, mucho. Por cierto, me gusta mucho la edición y la portada, peeeero me encantaría que hubiese tenido un mapa. Ah y me encanta como escribe Alberto: una mezcla un poco épica-poética. Siento no poner alguna cita, pero me enganché tanto que me daba pereza parar para señalar las páginas con post-it.


Cuando Kaelan casi muere al final sufrí MUCHO. ¡No se puede ser tan cruel! Ay, ay, es que me iba a dar algo. MENOS MAL que no, que sobrevive. Aunque temo por su vida en la segunda parte. ¿Y el final? El momento en el que el Rey Trasgo se cargó Esidia no me lo creía. ¡Esidia entera! Jo, que penita. Bueno y con lo de Lia ya no comento, que sé que va a acabar mal. Lo presiento. Pobre Tobías T.T 

¡Pero Naié está viva! Wiiiii~

Ah y los de Ara son unos cerdos sucios.


Para compensar la falta de citas, os dejo el prólogo que me parece muy, muy acertado ;)

Cuando el soldado era joven y galán
vino el trasgo y le pidió un poco de pan
el soldado le pegó en la cabeza
y el pequeño trasgo se escondió en la maleza.

Cuando el soldado era adulto y fuerte
vino el trasgo y le pidió unas nueces
el soldado le pegó en las posaderas
y el pequeño trasgo se escondió en la madriguera.

Cuando el soldado era maduro y diestro
vino el trasgo y le pidió un poco de queso
el soldado le pegó en el cogote
y el pequeño trasgo se escondió en el bosque.

Cuando el soldado era anciano y enclenque
vino el trasgo y en la pierna le hincó el diente
en un santiamén entero lo devoró
y el pequeño trasgo rió, rió y rió. 


2 comentarios:

  1. Salve Valquirias,

    Este libro ya lo he visto reseñado en varios blogs. Y entre todos me estais generando mucha curiosidad. ^_^

    Siento no haber leido la entrada, pero al igual que con las películas no me gustan los "spoilers" ni las sinopsis, prefiero ir completamente de sorpresa.

    Pero que vosotroas, las valerosas hijas de Odin nombren esta novela es síntoma de que algo bueno se cuece en la marmita el Rey Trasgo.

    Hasta pronto hijas de Odín.

    ResponderEliminar
  2. Lo tengo fichado, todas las reseñas que he leído me han llamado un montón la atención!!

    Besotes

    ResponderEliminar

¿Tienes algo que decir? Por favor, evita spam y spoilers.

Copyright Ana y Alicia. Reseñando libros desde el 9 de marzo de 2013. Con la tecnología de Blogger.

Odinia

Odinia
Futura reina del mundo, lectora y compradora compulsiva, niña perdida, aprendiz de artista, chica disney y loca de los gatos.

Buscar

Twitter

Instagram

Lectores


Lee La casa de nadie

Bloglovin'